Para Vive Energía las propuestas deben ser competitivas en costo, entregarse a tiempo y contar con la mejor tecnología.

Ventaja
competitiva

Costo, tiempo, experiencia, tecnología

Los factores competitivos que Vive Energía ofrece a sus socios consumidores son: costo, tiempo, experiencia y tecnología.

Todos estos factores actúan de forma conjunta para ofrecer una propuesta competitiva a sus clientes consumidores.

Para Vive Energía las propuestas deben ser competitivas en costo, entregarse a tiempo y contar con la mejor tecnología. Esto se logra con base en la experiencia que se puede mostrar al momento de desarrollar proyectos eléctricos.

Factor costo

Ventaja competitiva Factor costo La experiencia está ligada a los costos de forma muy significativa. La contratación de personal y proveedores en esta industria es clave para lograr el éxito financiero y operativo de los proyectos.

El equipo de Vive energía ha participado y liderado varios de los contratos de suministro de equipo mas significativos en el mercado de la energía eólica. Esta exposición a duras y cerradas negociaciones con proveedores nos permite identificar áreas de oportunidad o faltantes en los contratos que negociamos para nuestros proyectos.

El resultado final es tener contratos robustos, en los cuales los riesgos estén asignados de forma correcta, las garantías requeridas se encuentren plasmadas de forma adecuada en los contratos y las penalidades por incumplimiento, falla o bajo desempeño (liquidated damages) sean conforme a los requerimientos del proyecto y el financiamiento.

Asimismo, el factor costo se puede reflejar en los contratos de IPC (ingeniería, procura y construcción), los de servicios profesionales y los de financiamiento. En todos estos Vive Energía ha acumulado la experiencia que le permite reducir los costos y definir los alcances que mas favorezcan al proyecto.

Factor tiempo

Ventaja competitiva Factor tiempo De forma paralela a la negociación de costos competitivos con proveedores de materiales y de servicios, está el factor tiempo.

Muchos socios consumidores que han optado por el concepto del autoconsumo y han formado consorcios con empresas desarrolladoras con experiencia limitada han pagado el precio de los retrasos, a veces muy importantes, lo que afecta directamente la fecha de entrada en operación de los proyectos y en consecuencia lógica sus resultados económicos.

Lo anterior se traduce en una pérdida de competitividad y dinero para el inversionista y para los usuarios consumidores.

Vive Energía tiene muy claro lo que esto puede representar para sus socios y enfoca su esfuerzo al momento de desarrollar sus proyectos para que estos caminen de forma segura y logren cumplir con los objetivos y calendarios planteados.

Lo anterior se comprueba al observar que bajo la gestión de quienes hoy integran el equipo de Vive Energía , mas de 550 MW de capacidad se pusieron en operación dentro de los plazos establecidos con sus clientes, ya sean del sector público o privado. Lo anterior es la excepción a la norma que se ha observado en el mercado mexicano.

La experiencia del equipo de Vive Energía se traduce en rendimientos más atractivos para nuestros inversionistas y en más ahorros para nuestros socios de autoabastecimiento de energía.

Factor experiencia

Ventaja competitiva Factor experiencia Es precisamente la experiencia, y la combinación de las distintas especialidades del equipo de Vive Energía, lo que nos pone en posibilidad de ofrecerle al mercado una planeación eficiente que permita la oportuna puesta en marcha de un proyecto.

Factor tecnología

Ventaja competitiva Factor tecnología Vive Energía es agnóstica a la tecnología que se emplea en los proyectos, esto nos permite elegir las mejores soluciones para cada proyecto, pues partimos de la base de que no existe un compromiso con algún proveedor, esto en virtud de que reconocemos que cada proyecto es distinto y que por ende puede ser optimizado con productos diversos.

Lo anterior implica que podemos contar con la mejor tecnología para cada uno de los proyectos. Adicionalmente, gracias a la experiencia en negociaciones con proveedores, esto nunca implica una perdida de competitividad en el costo de los proyectos.